lunes, 5 de enero de 2009

¿Dónde hay un mango?


Es inobjetable el considerar las implicancias que tendrá en el mundo del deporte la crisis internacional que tuvo su epicentro en los Estados Unidos, y que gracias a la bendita globalización, se trasladó a diferentes puntos del mapa. Lógicamente los sponsors, factor vital en la organización de cualquier actividad deportiva, han sufrido el revés y se han ajustado a los nuevos tiempos que corren, ligados íntimamente con la baja inversión y una rentabilidad que sustente mínimamente cualquier estructura.

Los estadios con escasa gente en los partidos de la NBA; equipos de F1 que tuvieron que renunciar a la máxima categoría del automovilismo por deficiencias económicas; el Rally que se está disputando en Argentina y Chile con un presupuesto forzado hasta el límite y que lo reconocen hasta los mismísimos pilotos y el panorama del mercado del fútbol en todo el mundo, donde no se producen contrataciones majestuosas, a excepción de la de Beckham al Milan, fruto propio del marketing en este nuevo siglo.

Acá tampoco es la excepción. Boca, con una economía sólida tras las ventas de algunos jóvenes valores, empezó a ejercer una política de control salarial que incluye a grandes figuras como Palermo, Riquelme, Battaglia e Ibarra. Desde la otra vereda, River espera la resolución por Fabianni y mira el mercado latinoamericano como una opción potable y por sobre todo barata para reforzar al equipo.

Racing, con sus históricos problemas a cuestas pero enmarcado en un nuevo proceso democrático, mantiene la esperanza de que un grupo empresario pueda ubicar algunos valores en la entidad. Independiente y San Lorenzo mantienen una misma postura: se podrá comprar en el caso de que haya ventas. En el Rojo se fue Adrián Callelo a Croacia y le están buscando reemplazante. Por Boedo, algunos esperan que Marcelo Tinelli generé facilidades para reforzar al equipo de cara a la Copa Libertadores y que llegue alguna oferta contundente por el arquero Agustín Orión, una de las últimas joyas.

Todo está quieto. La crisis llegó y habrá que ponerse el cinturón. No queda otra.

8 comentarios:

pablo dijo...

Por ello, cada vez que sale una figura de las inferiores es una bendición mas que una apuesta, porque subastarlo entre los clubes europeos significa una inyección de dinero necesaria para seguir sobreviviendo.

Un saludo.

Tony Blas dijo...

El 2009 se viene trmendo! Los balances de River son impresionantes. Y la recaudación del gobierno ni hablemos.

Salu2

Arraigoo dijo...

Pues tienes razón, esto afecto a todo los deportes y en particular al futbol. Buena suerte es la que teneis ahi con la econoia de los equipos porque en Europa los endeudamientos sigue aumentando con el paso de los años, una pena.

un saludo, nominaciones II Edición Premios Tócala de Cara en marcha, participa.
www.tocaladecara.blogspot.com

fernando dijo...

pERO LOS ricos seguirán siendo ricos y los pobres más pobres....

un abrazo.

Lucas dijo...

Saludos Note, que tengas un feliz 2009

Lucho dijo...

En Europa las deudas están aumentando año a año; llegando clubes a llegar a la ley concursal, e incluso algunos desaparecieron o están en 3ª. Yo acabo de comenzar con el blog, y soy seguidor del Sporting de Gijón y del R.Madrid. Saludos y pongo tu blog entre mis favoritos.

Esteban dijo...

como falta la guita... por favor... estamos hasta las bolas... a ver si alguien nos tira un salvavidas, pero que no sea de plomo :S
saludos!

technology dijo...

city5688
den777
dark775
room522
door444

Buscar en Doble 5

Colaboraciones