viernes, 28 de diciembre de 2007

No repetir el pasado...


Horacio Elizondo inició sus funciones como director de formación arbitral de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA). La función tiene carácter gerencial y manejará todo lo relacionado con la actividad de los árbitros argentinos, por lo que el ex árbitro dejará de ser director de Deportes de la Municipalidad de Luján y coordinador de Políticas Deportivas Educacionales dentro de la Secretaría de Deporte de la Nación para dedicarse de lleno a su nueva tarea. Otras de sus actividades será ordenar el nuevo rol de dirección de los árbitros que reemplazará a la Escuela de Arbitros, cuyos actuales titulares pasarán al Colegio de Arbitros, que seguirá a cargo de la designación de los jueces del torneo local. Para ser más claros: la oficina que encabezará el ex juez será la encargada de conformar un ranking semanal de los mejores diez árbitros del que dependerán sus futuras designaciones. A través de ese ranking se elegirá para los cotejos de mayor importancia. Una reforma novedosa que tratará de elevar y exigir el lamentable nivel del arbitraje local. Además entre las nuevas tareas de Elizondo estará la apertura de centros regionales en todo el país para la formación de árbitros, cuestión dejada de lado durante las anteriores conducciones. Esperemos que esta vez se cumpla en serio.


"En diciembre de 2006 empezamos a hablar con Grondona (Julio) y coincidimos con que era el tiempo de un gran cambio en las estructuras. Seguir manteniendo las cosas como hasta ahora no tenía mucho sentido porque todo se regía igual que cuando se fundó la AFA. Y, entonces, el arbitraje no estaba amoldado al presente. Las designaciones no serán más por sorteo; nosotros creemos en la conformación de un ranking de los mejores y de acuerdo a eso serán seleccionados para su posterior designación. Todas las semanas se armarán planteles con los mejores. La idea es jerarquizar la profesión. Por otro lado, el arbitraje se debía un incremento de rangos y de jerarquías. Ahora, los árbitros serán un departamento más como lo es el de selecciones nacionales y eso es un paso importante al profesionalismo", así de simple y clara fue su presentación en la conferencia de prensa que brindó junto al presidente de la AFA en el predio de Ezeiza, quien expresó que "a los árbitros hay que tenerles más paciencia (...) El arbitraje anduvo tan bien que una terna argentina tuvo la posibilidad de jerarquizarlo en una final del mundo". Tal vez el benemérito Don Julio no observó cada fecha el rendimientos de árbitros como Pompei, Furchi, Bassi y Lunati. Tal vez se le pasaron por alto...


En la charla amena que brindó a los periodistas presentes, el árbitro de la final del último Mundial de Alemania 2006 indicó que no le gusta hablar de jueces "parados" sino que "habrá una constante rotación" para así contar con una permanente competencia, que según a su criterio revalorizará el nivel de los referís en nuestro país. Se implementa a su vez la novedad de que cada referí deberá concentrar un día antes de cada encuentro y al siguiente se tendrá que presentar en el predio de AFA para analizar junto a un veedor los aciertos y los errores que tuvo. Elizondo propone reformas de peso para lograr la excelencia de los árbitros, deseamos fervorosamente que se respete con seriedad y sin bravuconadas un proyecto a largo plazo, que estoy seguro que traerá agradables consecuencias. No repitamos el pasado, por favor...

2 comentarios:

Tomás dijo...

Ojala pueda mejorarse el nivel, elizondo es alguien serio y esperemos que le den tiempo. Saludos

Fútbol en Clave dijo...

Dos partidos buenos en el mundial y mira todo lo que consigue.

Y eso que el cabezazo de Zidane lo vio Medina Cantalejo. Sino fuera por el, Elizondo estaba en la lona hoy.

Seguimos intercambiando comentarios, un abrazo.

Buscar en Doble 5

Colaboraciones