domingo, 30 de agosto de 2009

Equipo Doble 5 (Fecha II)


Esquema: 4 - 2 - 2 - 2

Sebastián Peratta (Newell`s): Factor vital en la trabajosa victoria del conjunto rosarino ante Huracán. En el complemento y cuando los de Cappa se acercaban al empate puso su presencia y con un par de tapadas formidables dejó la valla en cero.

Clemente Rodríguez (Estudiantes): Excelente debut del lateral, ex Boca, en la goleada del Pincha en el clásico ante Gimnasia. Correcto en la marca, a pesar de que los de Madelón poco insinuaron en su zona, prolijo con la pelota en los pies y mostrando el despliegue sin cesar que tan bien se lo caracterizó en su paso anterior en Boca. Una verdadera incorporación para Estudiantes.

Nicolás Otamendi (Vélez): Que se puede decir de este chico. Uno de los más nominados en el equipo ideal en el pasado Clausura, el reciente torneo también lo tiene entre los afortunados. Además de anotar su primer tanto en Primera, conjugó una actuación correcta y vocación ofensiva. Como si tuviera 200 partidos sobre el lomo.

Leandro Desábato (Estudiantes): Correctísimo desempeño del central en el clásico de La Plata. Fue voz de mando en la última línea, ordenando a sus compañeros y desde el inicio fue impasable por arriba. En el mano a mano no sufrió con los puntas de Gimnasia, anulando especialmente a Vizcarra, quien no pudo sacar ventaja enfrentando al Chavo.

Emiliano Papa (Vélez): Otro que la viene rompiendo desde hace tiempo. Simple, conciso en ofensiva y con la pegada que lo caracteriza, el mimado de Maradona sigue dando que hablar en Vélez, cada vez más candidato.

Walter Erviti (Banfield): De lo mejorcito del agrio empate en el Diego Maradona entre Argentinos y Banfield. El ex San Lorenzo mostró la mejor faceta en el complemento, conectándose con Fernández y Silva y llegando a posición de gol. Además luchó en el mediocampo y se dio el gusto de tirar un par de lujitos.

Federico Vismara (Chacarita): Un pulpo en el mediocampo, a mi entender una de las revelaciones que tendrá este campeonato. Mucha presencia ofensiva, bien en la marca y por sobre todo un manejo de balón interesante y que logra, a partir de sus intenciones, que Chacarita tenga otro volumen de juego.

Patricio Rodríguez (Independiente): Apareció en los momentos claves para que el Rojo pisara fuerte en Tucumán. Primero anotando tras un disparo de Silvera y luego, con el encuentro empatado, remató brillantemente de derecha y posibilitó que Independiente, tras un inicio flojo, se reacomoda con 3 puntos de vital importancia de cara a lo que se viene.

Maxi Moralez (Vélez): Volvió el estratega del campeón. En la cómoda victoria ante Arsenal por 3 a 1, el chiquilín dio una muestra de calidad durante los 90 minutos y se erigió en una verdadera pesadilla para la defensa de Arsenal, que no encontró la receta para solucionar los desarreglos que generaba con la pelota en los pies el ex Racing.

Ariel Ortega (River): Sí, lo del Burro no resultó una actuación magnífica, ni mucho menos. Se lo notó contrariado en varios pasajes de la tarde, tratando de asociarse con Gallardo y abastecer al solitario Ríos, objetivo que no pudo enhebrar. Sin embargo, cuando el encuentro moría sacó una genialidad del bolsillo y le permitió al inestable River quedarse con los tres puntos.

Matías Alustiza (Chacarita): Sí, perdió el Funebrero, pero debemos nombrar a este futbolista que, además de marcar dos tantos en el mismísimo Monumental, estuvo intratable para la defensa local, de nivel pobrísimo fiel a las últimas actuaciones, que no corrigió jamás los embates del punta, que solito se las arregló para generar peligro.

Ariel Cuffaro Russo (Rosario Central): Con un equipo plagado de chicos y escasas incorporaciones se la rebuscó para colocar al Canalla en lo más alto del Apertura. Un conjunto, sin demasiadas luces, pero con un sentido estricto de rigidez táctica y un despliegue envidiable. De sus pocas virtudes, las transforma en fortaleza. Y eso vale.

viernes, 28 de agosto de 2009

Hay 9

"En la lucha por la supervivencia, el más fuerte gana a expensas de sus rivales debido a que logra adaptarse mejor a su entorno". (Charles Darwin)

La actualidad de Lisandro López en Lyon abona la teoría de la existencia de futbolistas con la rapidez emocional y futbolística necesaria para enmarcarse, en un tono ideal, a los desafíos constantes que tiene este deporte. De aquél juvenil de Racing, que derrochaba velocidad a puro pulmón pero que carecía de tranquilidad sobre todo en la puntada final hasta la transformación física y de forma de jugar cuando arribó a Porto. Allí se transformó en una referencia de área, de lucha continua contra los centrales rivales y solidificando a la potencia, junto a una interesantísima pegada de media distancia, sus cartas de presentación en un campo de juego. Su periplo por Portugal, sin dudas, resultó provechoso para su carrera en materia de títulos: cuatro SuperLiga, una Copa de Portugal y otra Supercopa de Portugal.

Era hora de pegar el gran salto a un grande de Europa. No obstante, y ante todos los pronósticos, el Lyon lo fijó como prioridad y reembolsó los 24 millones de euros que solicitaba el Porto por su pase, convirtiéndose así en la transferencia más cara de la historia de la entidad francesa.

Permaneciendo escasos meses en Francia, Lisandro demostró la suficiente capacidad para aclimatarse a su nuevo club y se ha erigido como la estrella del equipo, reemplazando nada menos que a Karim Benzema, transferido al Real Madrid. Un gol anotado en el campeonato local y cuatro en la Champions League posibilitaron diversos elogios. "Como directivo no puedo hacer otra cosa que expresar mi satisfacción por contar con un jugador así", expresó el presidente Jean-Michel Aulas. Además una gloria del club como lo fue el brasileño Sonny Anderson, factor fundamental en los inicios de la época de gloria del Lyon no ahorró palabras elogiosas hacia Licha: "Tiene un talento fuera de lo normal, hacía tiempo que no llegaba un jugador así al Olympique de Lyon", dijo.

Ante la inminencia del partido ante Brasil y analizando nombre por nombre, el de López debe tenerse en cuenta como el futbolista que acompañe a Lionel Messi en Arroyito. Excelente actualidad, con la puntería afilada y el buen rendimiento en el cotejo ante Rusia, con gol incluido, lo hacen colocar delante de todos para enfrentar a Lucio y cía. Sí, señores, hay 9.

miércoles, 26 de agosto de 2009

5 visiones sobre la Ley de Servicios Audiovisuales


Diario Crítica

El diario Crítica, a partir de lo propuesto por el Estado Ejecutivo en proponer un proyecto de ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, ha promovido desde el arranque, a partir del 18 de marzo, día del acto de presentación que realizó Cristina Fernández en La Plata, diferenciar taxativamente la actual ley, originada en 1980, bajo la dictadura cívico-militar al mando de Jorge Rafael Videla y que sufrió diversas modificaciones hasta el actual proyecto. Bajo una mirada clara y diferenciando punto por punto, el matutino ejemplifica de modo conciso las concretas variaciones que tendría la nueva ley si contara con la aprobación del Congreso. Su epicentro, vista de un modo particular y que tuvo el sustento de diferentes tapas a lo largo de este recorrido, que abarca desde los primeros días de marzo hasta finales del mes de junio, se fija en la relación de amor/odio entre Néstor Kirchner y la cúpula del gobierno con el Grupo Clarín. Crítica desde el inicio orienta su vista en esta inestable relación, la cual pasó por momentos de esplendor y que, teniendo en cuenta los últimos sucesos en torno a la televisación del fútbol y el contrato rescindido por parte de la AFA a Televisión Satelital Codificada (TSC), donde el Grupo Clarín posee acciones mayoritarias, ha alcanzado un punto culmine de desencuentro. Además, el diario cita en varias ediciones el concepto batalla ya sea en titulares o en el cuerpo del texto al abocarse a este asunto, donde a pesar de que el contenido de la nueva ley se plasma en distintas ediciones, parece diluirse al reflejar tanto la imagen de Néstor Kirchner con el multimedio, como una puja de poder y menoscabando la posibilidad de que, más allá de este enfrentamiento puntual, la Argentina está a las puertas de pensar otro modo distinto en torno a la comunicación audiovisual.

Por otra parte, días antes de las elecciones, el periódico nombra que Cristina Fernández no ejerció la suficiente presión para que en el lapso de 60 días, período que había fijado el Gobierno, se debatiera en el Congreso y que esto habría generado resquemores en el bloque oficialista. Por primera vez aparece construida la imagen de la presidente ligada a este asunto, más allá de lo vinculado con el 18 de marzo y el día de su exposición frente a su propio gobierno, la CGT, CTA y organismos de derechos humanos. Antes, de forma notoria, el proyecto de ley había sido consignado por parte de este medio como un as en la manga que contaba Néstor Kirchner en detrimento del Grupo Clarín. A su vez asoma en Crítica lo concerniente al modelo digital que deberá plantear el Estado para ingresar al mundo de la TV de alta definición y que generará un nuevo abanico de negocios millonarios en el mundo de las telecomunicaciones.

Página 12

Por identificación ideológica al Gobierno nacional, Página 12 impulsó desde el inicio este proyecto de ley. El 19 de marzo no fue tapa del matutino, ya que en la Cámara de Diputados se había dado media sanción para que se adelantaran las elecciones al 28 de junio, cuestión que finalmente ocurrió. Sin embargo, cabe destacar que fijándose en el archivo del este diario ya en enero de 2008 se profundiza la búsqueda de una nueva norma que reemplazará a la ley 22.285, dictada en los años de plomo.

Desde marzo de 2009 han sido correlativas las notas bregando para que finalmente se debatiera esta modificación en el Congreso. Página 12 indicó, días posteriores al acto en La Plata, que el fútbol mostraría su enojo ante una posible sanción de esta ley. Interesante para analizar resulta lo expresado en aquellos tiempos por Marcelo Bombau, presidente de Torneos y Competencias y con gran incidencia mediático en los últimos días: "esto va a perjudicar a la AFA y a los clubes” e incluso agregó que “el fútbol se expone a sanciones de la FIFA si el Estado se entromete en atribuciones de una asociación afiliada. Hay un factor determinante sobre el tema en general y es que la TV por cable sostiene al fútbol. Que mañana se quiera obligar a pasar partidos por un canal abierto hará imposible mantener el negocio porque la publicidad sola no lo paga". En el momento de escribir estas líneas, la FIFA, entidad madre del fútbol profesional, le dio vía libre a la AFA para rescindir el contrato de modo unilateral con la empresa que transmitía los encuentros los fines de semana.

A diferencia de lo acaecido con el diario Crítica, en Página 12 se constituye a la totalidad del Gobierno como precursor de este proyecto de ley, desligando la figura de Néstor Kirchner pero dando mayor preeminencia tanto a la figuras de la presidenta y Gabriel Mariotto, interventor del COMFER. Se toman en cuenta el rol de la oposición, negándose enfáticamente y de forma insistente a debatir la ley de Servicios de Comunicación Audiovisual y lo referido a actualizar una ley que se mantiene vigente desde el gobierno de facto. Aquí es donde posa la editorial del diario para apoyar este proyecto, ya que considera a la antigua norma como anacrónica y carente de democratización.

LA NACIÓN

La mirada del diario La Nación se sostiene particularmente en mostrar el descontento de la oposición al expresarse el proyecto de ley. En las diferentes ediciones a partir del 18 de marzo nunca se lleva a cabo una explicación concreta de la misma ni sus diferencias con la proclamada en 1980, sino que al contrario pregona en sus páginas una mirada desde el polo opositor, objetando a partir de diferentes editoriales una semejanza al proyecto que, según su visión, encarna el presidente venezolano Hugo Chávez en aquél país. En la actualización de su sitio web ese mismo 18 de marzo se titula de la siguiente manera sobre el acto presidido por Cristina Fernández de Kirchner: "Para la oposición, el proyecto oficialista de reforma de la ley de radiodifusión es "una maniobra electoralista".

El día 19 de marzo y en marco del día después de la presentación en La Plata, lo publicado por este matutino recorre algunas frases de la presidenta en torno a la democratización de la palabra aunque en simultáneo se citan expresiones de Silvana Giúdici, presidenta de la Comisión de Libertad de Expresión de la Cámara de Diputados y Patricia Bullrich (Coalición Cívica), quienes argumentan en sus dichos que el gobierno impone de modo totalitario condiciones a los mismos medios y expresando que para que se debata una nueva ley de radiodifusión hace falta generar un ámbito democrático. El enfoque opositor se mantiene latente.

De modo correlativo, la presencia de este asunto en torno a la agenda diaria que propone La Nación va disminuyendo. Aparecen a cuentagotas en los sucesivos meses entrevistados que denotan su ánimo crítico en torno al proyecto de ley y se sustancia la imagen de la presidenta con ataques verbales sucesivos a los medios. En sí, el matutino promueve una defensa particular y muy propia sobre la libertad de prensa. Por eso mismo el término Grupo Clarín aparece en contadas oportunidades. Y marca como ejemplo, y como ya dijimos desde el inicio, lo acaecido en Venezuela como un espejo en el cual no hay que reflejarse.

CLARÍN

En consonancia a lo planteado por el diario Clarín, severamente afectado en sus intereses si este proyecto se convierte finalmente en ley, se utilizó básicamente a otros sujetos, ya sean físicos o jurídicos en pos de poner su postura de disidencia con respeto a este tema. Desde lo expresado en los primeros días de mayo por AIR (Asociación Internacional de Radiodifusión), que según lo publicado por Clarín manifestó que este proyecto producirá "medios más vulnerables y dependientes" y agregando que "pone en riesgo la libertad de prensa en la Argentina".

También sale a la luz un informe de Asociación de Prensa de Buenos Aires (APBA), que por el mes de abril denota lo siguiente: "El enfoque cerrado de las regulaciones del proyecto lo convierten en un instrumento legal autoritario, cuando, justamente, perseguía como fin reemplazar la legislación de la última dictadura militar. El mensaje es claro: "al que no esté conmigo no le damos publicidad, no le renovamos la licencia, ni le permitimos expandirse comercial o empresarialmente". "Las consultas se hicieron con "los amigos del Gobierno", a las escondidas, y en asambleas universitarias promocionadas como foros federales de discusión", señaló el documento. También se citan fragmentos de diarios extranjeros como el Wall Street Journal, periódico que en una de sus editoriales manifestaba que si finalmente se aprobaba esta ley, se "anulará la libertad de los medios". A su vez se da lugar a voces de la oposición que sistemáticamente y en semejanza a lo que plasma La Nación introduce nuevamente el fantasma de Hugo Chávez y su supuesta restricción a la libertad de prensa en Venezuela. El diario Clarín utiliza distintos frentes sin involucrarse por cuenta propia en esta puja de poder que posee, ya no sólo el diario sino el multimedio, con el gobierno nacional. Siguiendo este razonamiento son escasas las menciones sobre el proyecto de ley, sus características y mucho menos leer voces que estén a favor de la sanción de la misma. Se solidifica una mirada negativa hacia Gabriel Mariotto, interventor del COMFER y una de las piezas claves para la conformación de este proyecto de ley, quien había afirmado que había tenido una radio "trucha" a mediados de los ochenta y que fue eje de crítica por el diario, que durante varios días prolongó la investigación de lo ocurrido con aquella radio, con orígenes comunitarios y que según Clarín tenía objetivos netamente comerciales.

Resulta interesante de analizar la extensa información que en el día 30 de abril se brinda sobre un Encuentro Internacional de Banda Ancha y CableModem en la ciudad de Mar del Plata y que contó con la presencia de Daniel Katz, Silvana Giudici y Federico Pinedo, del ex Defensor del Pueblo de la Nación, Eduardo Mondino, y del ex interventor del COMFER, Julio Bárbaro, quienes pertenecen a diferentes corrientes ajenas al kirchnerismo y que criticaron abiertamente lo promovido por el Poder Ejecutivo. Clarín apunta sobre eso y la nota claramente se desdibuja hacia una defensa sólida y sostenida para que no se ejecute ninguna modificación sobre los medios audiovisuales.


lunes, 24 de agosto de 2009

Equipo Doble 5 (Fecha 1)


Esquema: 4 - 3 - 1 - 2

Damián Albil: Ni se notó la ausencia en el arco de Estudiantes de Mariano Andújar. El ex Independiente se lo vio seguro en los centros y apareciendo en los momentos claves para que su valla permanezca en cero. Aliciente para Sabella este rendimiento, quien creyó en las condiciones de Albil para hacerse cargo del arco del campeón de la Copa Libertadores. Merecido para un futbolista que la viene remando desde hace tiempo.

Pablo Pintos: Ágil, pierna fuerte y temperamento. El uruguayo uruguayo! retumbó en el Nuevo Gasómetro tras la presentación del ex Defensor Sporting. Siendo imparable por la franja derecha, asociándose a Rivero y llegando en sobradas oportunidades al arco rival, Pintos fue una pieza clave para comprender el triunfo de San Lorenzo por 3 a 1 ante el recién ascendido Atlético de Tucumán. De postre, se proyectó faltando segundos y marcó el tercer tanto. Mejor, imposible.

Sebastián Domínguez: Otro que pide selección. El ex Estudiantes y Newell`s mantuvo una actuación prolija y junto a Papa fueron lo mejor de este Vélez que va por el bicampeonato. Impasable en el mano a mano, seguro desde arriba y con templanza para mantener los pocos momentos en que Colón, que extrañó demasiado a Esteban Fuertes, llegó con peligro al arco defendido por Montoya. Domínguez sigue sumando puntos para ser citado.

Julio Manzur: Presencia guaraní en la zaga de Tigre. El paraguayo resultó de lo mejor del Matador en la victoria en el clásico ante Chacarita por 2 a 1. Sólido de arriba, correcto en el manejo de la pelota y organizando continuamente la defensa. La presencia de Manzur soluciona la ausencia de Blengio y le permite a Diego Cagna contar con un futbolista de vasta experiencia internacional para soñar tanto en el torneo como la Copa Sudamericana.

Emiliano Papa: Un seleccionado que sigue repitiendo óptimos rendimientos. Salida por su andarivel, colaborando con los centrales y apareciendo en los momentos claves con la asistencia de palomita a Jonathan Cristaldo para que el campeón pisara fuerte en Santa Fé y venciera a Colón por la mínima diferencia. Correcto por Papa, quien mantuvo el nivel durante todo el encuentro y le saca una sonrisa a Maradona de cara a lo que se viene.

James Rodríguez: El colombiano dio una cátedra de fútbol en el triunfo de Banfield ante el siempre apático River por 2 a 0. Se corrió todo, fue indescifrable para una defensa que todos los partidos hace agua y se conectó continuamente con los uruguayos Silva y Fernández para generar oportunidades ante el arco de Daniel Vega. Bien por Falcioni en brindarle confianza a este joven, con excelentes rendimientos en la pretemporada y que lo mantuvo en este inicio del Apertura.

Matías Fritzler: Otro que la viene rompiendo. Un verdadero pulpo en el mediocampo del Granate, siendo un eje de referencia para sus compañeros, siempre con la pelota en el piso y sin utilizar el juego brusco para cortar los avances ofensivos del rival. Ante Huracán se vio a Fritzler atento para colaborar con la defensa y teniendo un rol preponderante en ofensiva pisando en varias oportunidades el área contrario.

Guillermo Marino: Qué vuelta la del ex Newell`s. Con un 0-2 que dejó a una Bombonera con demasiados murmullos, el ex Tigres apareció en menos de 7 minutos con dos goles para apagar el incendio. El segundo una muestra de calidad, recordando a aquél muchacho que destellaba talento en el equipo campeón del Tolo Gallego. Ratificado en la confianza de Basile, quien lo puso en el entretiempo, Marino empieza a pagar con creces.

Jonathan Gómez: Acierto de Cuffaro Russo en confiar en el juvenil que ya había tenido la oportunidad de aparecer en la Primera con Pablo Vitamina Sánchez y que la descosió en el partido ante Racing, haciendo gala de aportes de potrero made in Rosario, ayudando a abastecer a Castillejos y Zelaya y también dando una mano en el mediocampo raspando y colaborando en las franjas. Mucha habilidad, inteligencia para pararse en el campo y un futuro muy pero muy promisorio.

Eduardo Salvio: Uno que pide selección. Después de la función estelar entre semana en el Monumental, el Toto dio otra clase magistral en el Ducó y de su mano ayudó a Lanús a quedarse con los tres puntos. Rápido, con arranques endiablados y una habilidad a prueba de patadas denotan la presencia de, quizás, uno de los tres mejores futbolistas de nuestro país. Todavía es muy joven y su techo parece no tener fin. Atento Diego...

Gonzalo Bergessio: Intratable. Un delantero prefabricado en Europa que, ante un mercado reprimido, sigue demostrando su talento en las canchas argentinas. Peleó solo contra la defensa de Atlético Tucumán y se la bancó como siempre. Olfato en el primer gol, asistencia fabulosa en el segundo hecho por Menseguez y la entrega absoluta corriendo durante los noventa minutos. Con él, San Lorenzo puede aspirar a pelear el Apertura.

DT: Diego Cocca: A pesar de haberse desmantelado los hombres rutilantes (Caruso, Figueroa, Encina, Leiva, etc) trajo una variada gama de nombres y sin embargo pudo enhebrar un rendimiento exitoso en la victoria ante Gimnasia en El Bosque, y como siempre, defendiendo una línea de respeto por la pelota y constante vocación ofensiva. Válido lo de Cocca que, pese al cimbronazo por tantas pérdidas, hace de Godoy Cruz un conjunto que sabe lo que quiere. Más allá de los nombres.

sábado, 22 de agosto de 2009

Yo dije (II)

"Hay tres mensajes. El primero, el rechazo que genera que un jugador creativo asuma roles momentáneamente defensivos; por ejemplo, Ortega asumiendo alguna posición circunstancial defensiva respecto al lateral rival que le tocaba enfrentar. Otro mensaje es que tienen que jugar los mejores, porque Brasil alguna vez jugó con cinco números 10. Y el otro es que a veces el equipo se descompensa defensivamente porque hay mucho ataque. Cuando uno tiene que hacer convivir todo, termina tomando decisiones que afectan alguno de esos tres mensajes. Si un ofensivo asume roles defensivos, no está bien; si un gran jugador queda afuera, no está bien; y si nos descompensamos defensivamente porque atacamos, no está bien. Bueno, mi decisión siempre va a conspirar contra alguno de todos esos mensajes que se piden".

Marcelo Bielsa, extracto de Lo Suficientemente Loco, libro de Ariel Senosiaín.

jueves, 20 de agosto de 2009

5 x 1: Argentinos exitosos en México


Lucas Lobos: El estratega de Tigres se ha convertida en una de las mayores figuras del certamen mexicano. Habilidoso, rápido, técnico y con prestancia en colaborar defensivamente cuando el rival tiene la pelota, es decir un líder en ofensiva de un conjunto que arrancó de forma imparable el campeonato. Ante Pumas se destacó con dos golazos, el primero con una definición exquisito picándola sobre el arquero. El ex GELP, con pasado en el fútbol europeo, derrocha talento todos los fines de semana. Para sentarse y verlo jugar por televisión.

Martín Romagnoli: El todoterreno de un conjunto con interesantísimos valores como lo es el Toluca. El ex Colón y Racing es considerado una fija para Chepo de la Torre, quien valora al argentino por su despliegue continuo en el campo de juego durante los noventa minutos, raspando cuando hace necesario pero siendo el equilibrio necesario en el mediocampo, ayudando a relevar continuamente tanto a los volantes por las bandas y el ataque de los Diablos. Desde su llegada a este club, se ganó lentamente su lugar con trabajo y la misma dedicación con la que se desarrollaba en el fútbol argentino.

Emanuel Villa: Estirpe de goleador en la sangre, más allá del lugar geográfico donde juegue. Surgido en Huracán y con excelentes rendimientos tanto en Atlético Rafaela como Rosario Central, también en su periplo por Inglaterra con la camiseta de Derby County y ya con experiencia anterior en tierras aztecas, vistiendo las casacas de Atlas y los Tecos. Ya enfundado con la del Cruz Azul, en 5 partidos facturó en idénticas oportunidades y va en camino a liderar la tabla de goleadores. . Bien de arriba, asociándose al juego y con un olfato goleador latente. En 68 partidos en México, marcó 33 goles. Poco más que agregar.

Daniel Ludueña: México le cambió la vida. A ser resistido en River y pasar más tiempo en el banco de suplentes que viendo acción, el Hachita armó sus valijas y se embarcó en esta aventura, que sin lugar a dudas, lo transformó en un futbolista muchísimo más completo que cuando se había ido de Argentina. Desde 2004, año en que se puso la ropa de Tecos y a pasos agigantados se transformó en la estrella absoluta de ese equipo y el más retribuido en el afecto por parte de la hinchada. Allí en 72 partidos marcó 30 goles, fantástico en términos estadísticos y en consecuencia con un nivel superlativo. Sin embargo, lo mejor estaría por venir. En 2007 fue transferido al Santos Laguna, donde fue campeón del Torneo Clausura en 2008, siendo considerado el mejor futbolista de la liga. Este año también lo tiene en un excelente perfomance y quien dice, si continúa así, que Maradona no le pegue algún llamado.

Federico Vilar: Un argentino que poco se lo conoce en estas tierras. Pasó por Boca y Almirante Brown sin demasiada repercusión, con juventud encima y luego su destino lo depositó en México, donde tras algunas temporadas en el ascenso de aquél país terminó en el arco del Atlante en 2003 y a partir de ahí fue el futbolista más reconocido por la afición y según la prensa especializada, en uno de los mejores arqueros que haya pisado esa tierra. Sobrio, con buen manejo de los pies e influencia en el vestuario fueron sus credenciales para mantener la titularidad desde hace 6 años, en su pico de plenitud en el Torneo Apertura 2007, con consagración para los Potros, donde Vilar tuvo una actuación destacadísima. En la temporada pasada se llevó el titulo de la Liga de Campeones de la CONCACAF y se llevó el pasaje para disputar el Mundial de Clubes en Diciembre. De postre, es seguido de cerca por Maradona, quien ya lo convocó una vez para el combinado nacional.

lunes, 17 de agosto de 2009

Guía Doble 5 Apertura 2009 (Parte II)

Godoy Cruz: Un plantel nuevo tuvo que rearmar Diego Cocca al mando del conjunto tombino, teniendo en cuenta la gran cantidad de bajas que sufrió, en especial las de Víctor Figueroa y Leandro Caruso, transferidos al fútbol de Arabia e italiano, respectivamente. Además Hernán Encina e Iván Borghello se marcharon a Ecuador junto a Cristian Leiva que partió al nuevo San Lorenzo de Diego Simeone. Piezas claves para la permanencia de Godoy Cruz en Primera División. Refuerzos varios llegaron: Luis Lobo (Anzoátegui), Diego Trotta (Albacete), Federico Higuaín (Indep'te), Daniel Vega (San Martín T), Cristián Chávez (SL), M. Jara (CAI), Jorge Curbelo (Defensor), Sebastián Salomón (Lanús), José Ramírez (Almagro), Leandro Torres (NOB) y Carlos Valencia (Estud'tes). Un equipo nuevo prácticamente. La idea del entrenador es que Higuaín reemplace por la franja izquierda a Figueroa y que Chávez junto a Daniel Vega conformen una dupla ofensiva que brinde réditos, a semejanza de lo sucedido con Borghello y Caruso. Esperemos que el buen juego que pregona Cocca se pueda plasmar en un club que perdió futbolistas de valía y trajo nombres nuevos. Refuerzo a tener en cuenta: Cristian Chávez.

Huracán: Perdió la estructura con la cual se consagró subcampeón y las deudas se acumulan en la entidad de Parque Patricios. Perdió a Javier Pastore, su máxima figura, transferido al Palermo y en estos momentos se está definiendo la situación de Matías Defederico, a quien le llegó una jugosa oferta por parte del Corinthians, cuestión que ha decantado en un enfrentamiento entre la postura del futbolista, que desea emigrar y los directivos, que consideran a la oferta de 4 millones de dólares (Huracán tiene el 50% de su pase) como insuficiente. El técnico, Ángel Cappa (foto), está molesto por la falta de incorporaciones y la probable partida de este futbolista, situación que lo tendría pensando su renuncia. También dijeron adiós Carlos Arano (Grecia), Leandro Díaz (Boca), Federico Nieto (Colón) y el venezolano César González (San Luis, México). Al Globo sí llegaron Federico Laurito, un chico con pasado en las selecciones juveniles y que venía desempeñándose en el Perugia, Lucas Trecarichi, también juvenil que vistió la camiseta del Sevilla B y el lateral, con inferiores en Racing, Gonzalo García. Refuerzo a tener en cuenta: Lucas Trecarichi.

Independiente: Sumar puntos será el fin indispensable que tendrá que realizar los de Gallego para evitar los fantasmas de la Promoción. Tras un escándalo Clausura, con varias goleadas por doquier y la relación jugadores/hinchas en constante ebullición, será prioritario ganar puntos las primeras fechas para que la mitad de Avellaneda no termine de la peor manera. Se fue su emblema Montenegro, vendido al América de México, con también varios valores como Guillermo Rodríguez, Leandro Gioda, Federico Higuaín, Leonel Ríos, Depetris, Ledesma, Oyola y la lista sigue. Llegó el talentoso volante Walter Busse, el ex San Lorenzo Walter Acevedo, el lateral Luciano Vella, viejo conocido de Gallego en Newell`s y un hombre querido de la casa como Andrés Silvera, quien luego de su paso por San Lorenzo se vuelve a vestir de Rojo. Importante la recuperación física de Leonel Nuñez, más delgado y con participación activa en los amistosos de pretemporada. Retornó Hilario Navarro y es una fija para reemplazar a Assman, quien tras varios ofrecimientos de Europa, todavía se mantiene en la entidad. Gallego sabe el desafío que se le aproxima. Eligió una combinación de experiencia y juventud. Los resultados marcarán cómo fue su decisión. Refuerzo a tener en cuenta: Walter Acevedo.

Lanús: Unos locos bajitos que juegan demasiado bien. A pesar de la importantísima baja de José Sand, que armó sus valijas para el fútbol de Arabia, y la Diego Valeri, a préstamo al Porto, el Granate, gracias a unas inferiores de nivel superlativo, se constituyó en un candidato de fierro para quedarse con el torneo. Bossio y Rodolfo Graieb también dijeron adiós. Llegó Santiago Salcedo, el goleador paraguayo que tendrá la ardua tarea de hacer olvidar menos a Pepe, goleador del certamen pasado. Recuperó a Pelletieri, luego de su paso por Grecia, y Marcos Aguirre, también retornando del Viejo Continente. Siguen Blanco, Fritzler, Salvio (foto), Eduardo Ledesma, Lagos y cía. Un conjunto, ya con la filosofía de Luis Zubeldía marcada a fuego, que querrá sacarse la espina de pelear siempre hasta el final y quedarse sin la nafta suficiente en los últimos momentos. Sobra talento y por sobre todo hambre de gloria. En la cantera también aparecen Arce, Lugo y Menéndez, para aparecer en el momento que hagan falta. Una institución que da ejemplos cotidianamente de cómo hacer bien las cosas. Refuerzo a tener en cuenta: Carlos Arce (lateral, de las divisiones inferiores).

Newell`s: Otro que se reforzó con variados nombres. Veamos: Cristian Sánchez Prette (Cluj), Nahuel Roselli (Aldosivi), Joaquín Boghossian (Cerro de Montevideo), Martín Seri (San Martín SJ), Jorge Achucarro (Atlas), Hugo Barrientos (Huracán), Franco Dolci (Chacarita), Matías Quiroga (Talleres), Diego Mateo (Gimnasia J) y Cristian Núñez (Boca Unidos). Diferentes incorporaciones que le brindarán a Sensini un abanico amplio para desarrollar la idea futbolística que tiene en mente para la segunda versión de la Lepra en este 2009. Se le fue Salcedo a Lanús, junto a Bernardello (Almería), Iván Pillud (Espanyol) y Nicolás Spolli (Catania). Sin embargo, en el devenir de altas y bajas, Newell`s trajo futbolistas que, sin mediar inconvenientes, podrán otorgarle una mejor cara a lo hecho en el último Clausura. Sigue el talento innato de Mauro Formica del medio hacia adelante, las experiencias de Lucas Bernardi y Rolando Schiavi, en el mediocampo y la defensa respectivamente y la seguridad en el arco de Sebastián Peratta. A tener en cuenta a la Lepra como sorpresa de este Apertura. Refuerzo a tener en cuenta: Joaquín Boghossian.

Racing: El epicentro de los jugadores libres que se fueron a probar y finalmente conformaron a Ricardo Caruso Lombardi. Anote las incorporaciones: Pablo Santillo (Banfield), Damián Ledesma (Indep'te), Sebastián Rosano (Tigre), Matías Cahais (Gimnasia J.), Damián Steinert (Newell's), Velázquez (D. Unidos), Cristian Tavio (SM SJ), Marcos Brítez Ojeda (Los Andes) y Jorge De Olivera (Chic.). Muchos interrogantes a varios valores de esta lista, quizás sin la chapa necesaria para vestir la camiseta de un grande, aunque el olfato poco proclive a fracasos que tiene Caruso hicieron que la dirigencia se convenza de que podrán funcionar en este Racing, que perdió a Pablo Migliore (San Lorenzo), luego de un enfrentamiento directo con la dirigencia, Franco Zuculini, vendido al fútbol alemán, Jose Schaffer, también transferido a Benfica y Leandro González (Estudiantes). A pesar de que el plantel arregló un premio con la dirigencia por si llegaban a clasificar a la Copa Libertadores, el ambiente de Racing sabe la importancia de seguir sumando, al igual que en el pasado Clausura, con el objetivo de olvidarse definitivamente de la Promoción. Hacia allí apuntarán los cañones. Refuerzo a tener en cuenta: Marcos Brítez Ojeda.

River: Un sólo refuerzo por ahora que significa mucho: Ariel Ortega. Luego poco y nada. A punto de firmar el ex argentinos Nicolás Navarro. A prueba el central paraguayo Cohene Mereles y se aguardan las llegadas de los también guaraníes Paniagua y Velázquez, volante central y delantero de área, quienes vendrían con la idea de sumar intengrantes a un plantel carente de talento a comparación de otros equipos millonarios, pero con la revancha latente de mejorar lo realizado en la pasada temporada, una de las peores de River en su riquísima historia. Se fue Falcao al Porto, el mejor delantero que tuvo el club en estos últimos dos años aunque aguarda la recuperación física de Marcelo Gallardo y Cristian Fabbiani. Será clave la recuperación futbolística de Diego Buonanotte (foto) para enderezar un camino sinuoso que debe comandar Néstor Gorosito. Interesante la aparición del juvenil Maxi Coronel en la zaga defensiva haciendo dupla con Gustavo Cabral, el arquerito Chichizola y también del lateral Lucas Orban, también surgido en las divisiones inferiores que ya tuvo varios minutos en Primera. No mucho más. Para ilusionarse solamente la vuelta de Ortega. Demasiado poco. Refuerzo a tener en cuenta: Maxi Coronel (central, de las divisiones inferiores).

San Lorenzo: A pesar de la sangría prolongada, luego del fracaso estrepitoso en la Copa Libertadores y el torneo local, que produjo la desvinculación de Cristian Ledesma, Jonathan Santana, Hilario Navarro, Bruno Fornaroli, Santiago Solari, Pablo Barrientos, Andrés Silvera, Sebastián Méndez, Cristian Tula, Adrián González, Hernán Peirone, etc había generado ansiedad en el entrenador Diego Simeone (foto), quien veía como la base se le deshacía con el correr de los días. Sin embargo, la dirigencia y el Grupo Inversor se movieron lentamente pero consiguieron algunas incorporaciones relevantes, quizás la más importante la del mediocampista Leandro Romagnoli, el hijo pródigo de la casa, que luego de cuatro años vuelve a vestirse de azulgrana. También llegó Pablo Migliore, de muy buen rendimiento en el torneo anterior, Cristian Leiva, de interesante temporada en Godoy Cruz, el uruguayo Pablo Pintos, el nigeriano Félix Orode, de buen desandar en la pretemporada, Gustavo Campagnuolo y la sobrada experiencia de Cristian Kily González, quien luego de su salida traumática de Central encontró lugar para los últimos momentos de su carrera futbolística. Además se recompró a Jonathan Bottinelli y se produjo la vuelta de Bernardo Romeo, ya recuperado de la pubialgia que lo tuvo a maltraer en los últimos 6 meses. Refuerzo a tener en cuenta: Pablo Pintos.

Tigre: En un irregular andar en el campeonato anterior, los de Cagna suplieron algunas bajas puntuales (Blengio y Rusculleda) con la llegada de futbolistas en el mismo puesto, como son los casos del central paraguayo Julio Manzur y el también guaraní Montiel, con pasado en el Calcio. Además arribaron Carlos Fondacaro, lateral que llegó a préstamo de Boca y Ramiro Leone, de buen andar en el descendido San Martín de Tucumán. Se quedó su máximo referente Carlos Luna (foto) y espera la recuperación goleadora de Leandro Lázzaro. En el arco dirá presente el siempre eficiente Islas. Ahora con Copa Sudamericana, el Matador querrá hacer un papel digno en ambas competiciones. Mantiene la base y quiere soñar en grande. Refuerzo a tener en cuenta: Julio Manzur.

Vélez: Siguiendo la política de no incorporar futbolistas en demasía y privilegiando las divisiones inferiores, el último campeón apenas trajo a Rolando Zárate, de buena forma física en los amistosos, como reemplazante de Joaquín Larrivey, quien retornó al fútbol italiano. Espera la respuesta del Udinese sobre si Leandro Caruso (ex Godoy Cruz) puede llegar a Liniers. Rechazó las ofertas por Nicolás Otamendi (foto) y Emiliano Papa, renovó con Franco Razzotti, se recuperó Leandro Somoza y siguen surgiendo futbolistas interesantes desde la cantera. Luego de Boca, sin dudas, el equipo con la chapa suficiente para pelear mano a mano tanto la Copa Sudamericana y el torneo local. Refuerzo a tener en cuenta: Gastón Díaz (lateral de las divisiones inferiores).

domingo, 16 de agosto de 2009

Guía Doble 5 Apertura 2009 (Parte I)


Argentinos: No repetir lo sucedido el campeonato pasado, donde resultó en la última posición será el objetivo primordial del conjunto dirigido por Claudio Borghi, que se reforzó con nombres interesantes, tales como Santiago Raymonda, después de un paso poco feliz por Banfield, Federico Domínguez, Ismael Sosa, René Lima, Germán Basualdo, el arquero chileno Nicolás Peric, Diego García (Quilmes) y el defensor ex Atlético Rafaela Julián Fernández. Además se concretó el regreso de Gustavo Oberman, tras un par de años en España. Se tendrá que reemplazar a Gabriel Peñalba, transferido al fútbol francés aunque su principal figura, Gabriel Hauche seguirá en la institución. Hacerse fuertes de local en el Diego Armando Maradona será la premisa esencial de un equipo que quiere alejarse de lo magro sucedido el último semestre. Refuerzo a tener en cuenta: Julián Fernández.

Arsenal: Una temporada extraña se vendrá para los de Viaducto, ya que después de mucho tiempo y luego de la consagración en la Copa Sudamericana 2007, tendrán que apuntar sus cañones a zafar de la Promoción y los puestos de descenso. Sufrió la baja de su principal estandarte, Luciano Leguizamón, quien se marchó con sus goles y tiro libres al fútbol de Arabia. Además se fueron Casteglione, Carrera, Uglessich, Cuenca, Mosquera y Facundo Sava. Los de Burruchaga se reforzaron con el campeón de América, Diego Galván, Cristian Tula, Pérez (Danubio), Héctor Peppino, Facundo Pérez Castro, Mariano Martínez y la vuelta de Cristian Alvarez, tras varias temporadas en Europa. Será fundamental que explote Franco Jara, un punta interesantísimo que ya tuvo varias presencias en el Clausura pasado y que todo Sarandí lo considera como el reemplazante ideal de Leguizamón. Se trajo futbolistas de experiencias y muchos con pasado en el club para revertir la temporada pasada, pobre tanto en rendimientos como en puntos.
Refuerzo a tener en cuenta: Mariano Martínez.

Atlético Tucumán: Vuelta a Primera y con el mismo entrenador del ascenso, Héctor Rivoira, que sustentó a la misma base que logró el título en la B Nacional. Además sumó algunos valores de la otra vereda, es decir San Martín de Tucumán, como el lateral Raúl Saavedra y Matías Villavicencio, junto a Héctor Desvaux y Pablo Calandria, ambos con un pasado reciente en Gimnasia de Jujuy. También arribaron el experimentado uruguayo Deivis Barone, el ex canalla Matías Escobar y el juvenil con origen en Boca David Drocco, quien en la pretemporada mostró un nivel eficiente y que ha dejado satisfecho al entrenador. Una sola idea: sumar a cómo dé lugar. Su estadía como local tendrá que ser una fortaleza donde pierda escasos puntos. Sino, se sabrá, el final estará marcado. Refuerzo a tener en cuenta: David Drocco.

Banfield: Otro que viene de capa caída. A pesar de alguna molestia por la escasa llegada de refuerzos, Julio Falcioni tendrá un plantel corto pero con algunos valores de experiencia como Walter Ervitti, Santiago Silva y Víctor López. En la zaga se sumó el veterano Sebastián Méndez, quien dejó San Lorenzo al no entrar en la consideración de Simeone y el ex Vélez Santiago Ladino. En el mediocampo llegó Marcelo Quinteros, Roberto Battión y Daniel Bilos, que tendrá una prolongada recuperación aunque se estima que para el final del certamen estará en óptimas condiciones. Arriba vino Jonathan López, el juvenil de Atlético Rafaela, con pasado en los combinados nacionales juveniles que le dará otra alternativa a Falcioni. Un mejor funcionamiento en todas sus líneas será lo que desee todo Banfield para este semestre. Así, los puntos llegarán solos. Refuerzo a tener en cuenta: Jonathan López.

Boca: EL candidato. Por jerarquía individual, por un plantel que rebasa de alternativas y la llegada de figuras de peso. Gary Medel, Walter Gunino, Federico Insúa y Ariel Rosada completan el póker de futbolistas que aparecieron por Casa Amarilla. El primero, chileno de nacionalidad, tendrá la responsabilidad de reemplazar a Fabián Vargas, con destino en el Almería de España. Polifuncional, táctico y con despliegue, Medel será el comodín de Alfio Basile, quien lo elogió en la gira por Europa. Insúa es un hombre de la casa, ganó todo con el actual entrenador y desde la franja izquierda aparecerá como el conector ideal de Juan Román Riquelme, mejor físicamente y llamado a erigirse en la figura de este Apertura. El uruguayo Gunino es una apuesta a futuro, pensando en el retiro próximamente de Hugo Ibarra y Rosada, hombre de experiencia, será un recambio perfecto para Sebastián Battaglia, mirado de cerca en la selección y que seguramente se ausentará varios cotejos. Además retornaron Luciano Monzón (Betis), Guillermo Marino (Tigres) y Leandro Díaz (Huracán). Por el lado de las bajas la más notoria es la de Palacio al fútbol italiano, más la salida de Luciano Figueroa y Facundo Roncaglia, transferido al Espanyol. Boca es el candidato número 1. Veremos qué propondrá en la cancha. Refuerzo a tener en cuenta: Gary Medel.

Central: Un club con temperatura elevada. Muchísimas salidas, entre las más salientes Ezequiel González, Cristián González (San Lorenzo), José Vizcarra (GELP), Pablo Lima (Vélez), Pablo Álvarez (Catania), Moreno y Fabianesi (Estudiantes) y Walter Ribonetto (Quilmes), más la deserción de Miguel Ángel Russo como técnico denotan una situación complicadísima para el Canalla, que también tendrá que luchar por zafar de la Promoción. Apenas llegaron Diego Chitzoff (Colón) y el experimentado volante Martín Astudillo, quien luego de 10 años vuelve al fútbol argentino. Muy poco para Cuffaro Russo, que toma un barco a la deriva, al cual desea conducir hacia aguas más quietas. Muchos juveniles, más Jesús Méndez, Broun y Zelaya. Demasiado poco. Refuerzo a tener en cuenta: Gonzalo Castillejo (delantero, de las divisiones inferiores).

Chacarita: Un grande del Ascenso vuelve a pisar tierra de Primera. Buenos refuerzos llegaron a San Martín: el arquero Cejas (Pisa), Diego Crosa (Colón), Omar Zarif (Central), Franco Miranda (ex River y Racing), Emanuel Centurión (Independiente), Fontana (Unión), Nicolás Ramírez (Lanús) y Sebastián Sciorilli, este último de buen campeonato en Colón. Retornaron a la institución Cristian Milla y D. Pereira, ambos futbolistas muy tenidos en cuenta por Ricardo Zielinski, quien privilegió mechar a la base del ascenso (Alustiza, Echeverría, Vismara y Tauber) junto a las incorporaciones mencionadas. Si la mixtura toma efecto posiblemente estaremos hablando de una de las sorpresas de este Apertura. Material hay. Refuerzo a tener en cuenta: Nicolás Ramírez.

Colón: Bajo la figura de Esteban Fuertos, los de Mohamed buscaron valores ignotos para el fútbol de primera división: Maxi Caire, con pasado en Almagro y Gimnástic (España), Juan Manuel Lucero (Olimpia de Paraguay) y Pablo De Miranda (CAI). Con más rodaje en la máxima categoría llegaron Federico Nieto, subcampeón con el Huracán de Ángel Cappa, Cristian Pellerano (Arsenal) y quizás el de mayor calidad, me refiero a Ricardo Gómez, el zurdo habilidoso que demostró su valía con la camiseta de Gimnasia de Jujuy y que ahora vestirá la camiseta sabalera. Además volvió Pablo Jerez. El Turco Mohamed ya tiene una base fija (Fuertes, Pozo, Goux, Ferrero) y con estas incorporaciones tratará de repetir lo acaecido la pasada campaña. En las desvinculaciones se destaca la venta de Sebastián Prediger al Porto y de Diego Chitzoff a Central, junto a las salidas de Oyola, Valdemarín, Guerrero, Sciorilli y Ledesma. Refuerzo a tener en cuenta: Pablo De Miranda.

Estudiantes: Con la Libertadores en el brazo las miradas se posarán exclusivamente hacia el Mundial de Clubes en diciembre. No obstante, por calidad y bajo el paraguas de Juan Sebastián Verón, el Pincha de por sí ya es candidato a quedarse con este certamen. Sufrió la salida de Andújar y Gastón Fernández aunque llegó un hombre de la casa como Marcelo Carrusca, de óptimo rendimiento la pretemporada, más Jerónimo Morales Neumann (Instituto), Leandro González (Racing), el arquero guaraní Fernández (Cerro Porteño) y el experimentado lateral izquierdo, con pasado en la selección nacional y Boca, Clemente Rodríguez. Si prioriza el torneo local, alejando la proximidad de la gran cita a fin de año, puede ubicarse como escolta de candidatos secundando a Boca. Con un Verón, made in Copa Libertadores, puede llegar muy pero muy lejos. Refuerzo a tener en cuenta: Roberto Fernández.

Gimnasia LP: Desde la otra vereda las circunstancias son diferentes. Luego del escándalo Cufré, con idas y venidas interminables que terminaron con el alejamiento de un refuerzo de valía para el Lobo platense, Leonardo Madelón ha privilegiado la misma base con la cual se salvó agónicamente del descenso y repetir los buenos resultados ocurridos en el Clausura. Sigue Cuevas, más Sebastián Romero, Mariano Messera, Ariel Aguero y Gastón Sessa. Además llegó el punta Vizcarra (Central) y el también delantero colombiano Marco Pérez (Boyacá Chicó), con antecedentes en la selección Sub 20 cafetera. Se solucionaron algunas diferencias y Sebastián Ereros, ex Tigre y Vélez, también se sumará al plantel. Sumar puntos será la clave para evitar el descenso directo y pensar que el Pincha no se consagre en Diciembre. Los dos objetivos de lo que queda en el año. Refuerzo a tener en cuenta: Sebastián Ereros.

viernes, 14 de agosto de 2009

Yo dije...

"Maradona no puede ser un gran DT porque es demasiado original como para transmitir un mensaje. Esa es la lógica desde la que deduje que los mediocres teníamos más posibilidades de ser entrenadores que los genios. Cruyff me desmintió, pero creo que es una excepción a la regla, yo sigo creyendo que algo de lo que pienso es real".

Jorge Valdano a la Revista Un Caño. Agosto 2005.

miércoles, 12 de agosto de 2009

Un buen paso


Diego Maradona desde el arranque no vio con buenos ojos este amistoso. Arriesgar futbolistas sin sentido teniendo en cuenta los choques de importancia que se avecinan primero el 5 de septiembre ante Brasil en Rosario y luego ante el combinado paraguayo, encuentros que sin duda van a dar una certeza si la selección nacional finalmente dirá presente en la cita mundialista en Sudáfrica. En una movida rápida descartó a su ancho de espadas, Lionel Messi, al notarlo con algunas molestias físicas y prefirió que se quede tranquilito en el banco. Los medios rusos que habían vendido la rivalidad Andréi Arshavin y el chico del Barcelona se tuvieron que quedar con las ganas.

Con el 3 a 2 en la mano, a Diego se lo notó distinto, efusivo y pensando interiormente que, luego de la derrota ante Ecuador en Quito, injusta para su visión, la victoria en Moscú resulta un interesante bálsamo para lo que se viene. Cuidó a algunas de sus piezas en el correr del segundo tiempo ya ganando (Burdisso y Maxi Rodríguez), y se pudo dar el gusto de probar a algunos futbolistas que no desentonaron como Mario Bolatti y Lisandro López, quien en la primera que tocó la mandó a guardar. Bien por Lisandro, que sabe perfectamente que puede tener chances concretas de ser titular en la finalísima ante Brasil. Descartado Higuaín por motivos extrafutbolísticos, claro está, la presencia del flamante refuerzo del Lyon conlleva una opción interesante de mitad de cancha hacia adelante.

Otro que sumó porotos en la consideración del técnico es Sergio Aguero, quien luego de varias desempeños en baja, pudo enhebrar una actuación convincente mostrando argumentos que supo brindar en sus mejores épocas en Independiente y el Atlético de Madrid. Se lo notó ágil, habilidoso, con sacrificio para ayudar a los mediocampistas y con esa técnica envidiable que sólo algunas privilegiados pueden poseer. Marcó el primer tanto y dio la asistencia para Jesús Dátolo en el tercer gol.

Correcto Jonás Gutiérrez, a veces corriendo más de lo que los límites de la cancha lo permiten pero sintiéndose útil cuando Diego lo colocó en la banda derecha. Ése es su lugar, donde se le puede sacar más provecho. Mascherano como siempre, el capitán, insustituible para el entrenador, que lo mantuvo los 90 minutos haciendo lo suyo: criterio con la pelota en los pies, despliegue y metiendo pierna cuando lo ameritó. Flojo Cata Díaz, particularmente con la pelota en los pies y lento en varios movimientos. Emiliano Papa se proyectó correctamente aunque sufrió varias estocadas el conjunto argentino cuando los rusos se ubicaron detrás de sus espaldas.

Ganó Argentina. Diego tomó nota de varias cuestiones para llegar de forma óptima para enfrentar a Dunga y cía. Cuando se pensaba que era un amistoso sin preponderancia llevarse este triunfo ante una difícil selección levantó el ánimo de un plantel, alicaído tras las derrotas ante Bolivia y Ecuador. Un buen paso. Y a pensar en Brasil.


martes, 11 de agosto de 2009

Independiente, mi viejo y yo


Por Eduardo Sacheri (del libro "Esperándolo a Tito")

“Mirá que esta noche es el partido”, me dijo él. Hizo bien porque uno, a los cinco años, no tiene una conciencia cabal de la periodización del tiempo. Como mucho distingue el sábado y el domingo, porque esos días no hay que ir al jardín, y papá se queda en casa a jugar con uno. Pero con los otros días y las otras noches, la cosa se complica. Por eso sin la advertencia de papá, hecha con el beso de recién llegado del atardecer, yo habría pasado por alto la infinita importancia de esa noche. Los preparativos fueron los de siempre. Mientras él encendía el Stromberg-Carlson con suficiente antelación para darle tiempo a las válvulas, yo le pedí a mamá la ropa apropiada para el evento. Primero se negó a lo del pantaloncito corto, aduciendo que era invierno y que hacía mucho frío. Yo argüí hasta el cansancio que los jugadores juegan con pantalones cortos, y al aire libre. Una salomónica intervención de papá desempantanó por fin el pleito: con pantalón corto, pero sentado cerca de la estufa de kerosene del comedor. Después me puse la camiseta roja con el cuellito blanco, con el once de cuero cosido en la espalda, igualito que Daniel Bertoni. Papá, mientras tanto, iba trayendo la colección de trapos rojos que colgábamos a modo de banderas.

Había pañuelos, una frazada, un pulóver, un par de camisas chillonas. La lámpara de pie, el timón de barco que adornaba la pared, varias de las sillas, todos terminaron ocultos en nuestro rito ornamental y futbolero. Cuando llegué, rigurosamente ataviado con los colores reglamentarios, me llené los ojos de banderas rojas. Lo único que nos faltaba era el viento para que flamearan, como en la cancha. Papá se negaba, pese a mis acaloradas argumentaciones, a vestir también el atuendo correspondiente. Nada de camiseta. Y mucho menos de pantalones cortos. A mi me parecía un desperdicio, con tanto trapo rojo disponible y tan a mano. Pero él prefería verlo con su bata de siempre, calzado con sus chinelas ruidosas, con el paquete de Kent y el cenicero, pobrecito, para fumarse los nervios uno por uno. Mientras daban las últimas propagandas, y antes del aviso de “minuto cero del primer tiempo, es tiempo para una ginebra Bols” (o cosa por el estilo) que marcaba la hora señalada, papá se sintió en la obligación de preservarme de desilusiones demasiado abruptas.

Me miró como me miraba siempre que tenía algo importante que decirme, con una mezcla de solemnidad y de ternura, con un bosquejo de sonrisa iluminándole los ojos. “Mirá, tipito –empezó, porque él me llamaba de esa manera cuando teníamos que aclarar cosas importantes-, que la cosa viene difícil.” Y volvió a enumerarme todas las dificultades que nos esperaban en esa noche de invierno. Que ellos habían ganado en Brasil, que nos habían pegado un peludo bárbaro, que no sólo teníamos que ganar, sino que debíamos hacerlo por no se qué diferencia de gol. Pero para mi sus argumentos sonaban confusos. ¿Acaso él mismo no me había dicho que Independiente era el Rey de Copas, que la Copa, la Copa se mira y no se toca, que los brasileños nos tenían un miedo descomunal, y que en Avellaneda y de noche se morían de frío, y no podían ni levantar las patas del pasto? El trató de convencerme de que, pese a la absoluta veracidad de lo dicho en otras ocasiones, esta noche las cosas iban a ser muy difíciles y peliagudas. De todos modos, nos entonamos cantando un par de veces el “si, si señores, yo soy del Rojo”, y algún otro estribillo para ir matando el tiempo.

Cuando finalmente se acabaron las propagandas, papá encendió la radio Phillips, con su estuche de cuero, que debía ser la primera portátil de Sudamérica (y la teníamos en casa). Le bajó el volumen a la tele: ambos sabíamos que los relatores de radio son mejores que los otros.Cada uno ocupó su sitio de siempre. El en la cabecera de la mesa, y yo sobre el arcón de mirar la tele. Acercó la estufa de kerosene de ese lado para cumplir lo pactado en cuanto a temperatura corporal con la madre del win izquierdo en el bolsillo. Pero la carne es débil. No importa cuánta preocupación ocupe nuestro pensamiento, ni cuánta angustia agobie nuestro espíritu. Uno siempre termina teniendo hambre, o teniendo sueño, y sucumbiendo a esas necesidades poco altruistas. Empecé a cabecear apenas empezado ese partido inolvidable. Mamá me dijo varias veces que me fuera a la cama. Pero yo seguía ahí, impertérrito, sentado en el arcón, con las patas colgando y pateando en el aire como si estuviese en plena cancha en los escasos momentos de lucidez que tenía en medio de mi mar de sueño. Papá esperó un rato y después me dijo que me fuera, que me quedara tranquilo. Yo protesté que de ninguna manera, que teníamos que seguir ahí los dos, haciendo fuerza con los cantitos y las banderas. El me dijo con aire confiado que no hacía falta, que igual sin mí íbamos a salir campeones, que me quedara tranquilo, que los teníamos de hijos.

Ante semejante desparramo de confianza le hice caso y me dormí.A la mañana siguiente mamá me despertó para ir al jardín. Embotado de sueño me dejé vestir, abrigar y conducir a la cocina a tomar la leche. Después ella me sentó en el sillón del living para atarme los cordones, como hacía siempre mientras esperábamos que pasara el micro. Apenas me despabilé un poco recordé la noche de la víspera, y me desesperé preguntándole el resultado del partido. A la luz del día, y después de un sueño reparador, mi deserción de la noche me parecía imperdonable. Ella me miró y dijo no saberlo. Le pregunté por papá, y respondió que aún no se había levantado.Han pasado veinticinco años, pero aunque pasen sesenta voy a recordarlo como si hubiese sucedido hoy. La casa estaba iluminada por uno de esos soles oblicuos y tibios del invierno. Yo tenía el guardapolvo cuadrillé lila y blanco, y la bolsita en el regazo, bien agarrada a la diestra, para no olvidármela (otras veces me había pasado, y me había quedado sin el Jorgito de dulce de leche y sin la taza de plástico para el mate cocido; así que ahora la cuidaba más que a mi vida).De repente oí abrirse la puerta del dormitorio. Y enseguida escuché el clásico arrastrar de las chinelas en el parquet del pasillo. El corazón me dio un vuelco. Lo llamé a los gritos. Entró a las carcajadas, preguntándome el motivo de mi ansiedad. Yo lo interrogué por el resultado, ya totalmente despierto, ya absolutamente pendiente de lo que dijeran sus labios, ya indiferente a mamá terminando de atarme los cordones.

El se acercó, se inclinó, me dio un beso de buenos días, y se me quedó mirando con expresión jubilosa. Recién cuando volví a preguntarle me dijo que sí, que claro, que habíamos salido Campeones de nuevo, y que no me olvidara en el jardín de decirle a todo el mundo que Independiente había vuelto a salir Campeón de América.Yo, aún en medio de mi alegría, me hice el tiempo de preguntarle cómo habíamos hecho, si él me había dicho que era muy difícil, que en Brasil nos habían dado un baile bárbaro, que teníamos que hacerles como tres goles, que en el Campeonato de acá andábamos como la mona. El me miró risueño, y sembró una semilla más en el fértil potrero de mis sueños de pibe. “Pero, tipito –empezó, como enunciando una verdad ya reiterada hasta el cansancio-, ¿no te dije que los brasileños ven la camiseta del Rojo y se asustan tanto que no pueden ni mover las patas? ¿No te dije que, con el frío, se quieren volver a su casa a comer bananas para entrar en calor? Por eso te dejé dormir. Porque era tan fácil que nos las rebuscamos sin tu aliento.” Y en medio de mi maravilla impávida, terminó: “Menos mal que te dormiste. Imagináte si te quedás despierto y gritás conmigo: les hacemos veinte goles y no quieren venir a jugar nunca más, y nos quedamos sin nadie a quien ganarle la copa”.

Después me levantó en brazos y cantamos “la copa, la copa, se mira y no se toca”, y dimos la vuelta olímpica a los saltos, por toda la casa. Vino el micro y me fui al jardín de infantes. Supongo que ésos son los recuerdos que se le meten a uno en los recovecos del corazón, y echan cría y se nutren de su propio néctar, y nos marcan para toda la vida. Por lo menos así ocurrió conmigo.Y no me avergüenza reconocer que ahora, ya grande, cuando tengo un problema que me agobia, o cuando me toca sufrir por radio y por televisión un partido de Independiente y me como los codos por la ansiedad y la angustia (la vida me enseñó lo inconveniente que puede resultar fumarse los nervios), siento un impulso difícil de dominar, una tentación casi irresistible que me invita a irme a dormir, a abrigarme en la certeza de que mientras yo sueño, mi papá e Independiente, como duendes laboriosos, van a arreglarme el mundo para que yo lo encuentre refulgente en la mañana. Y queda en mí el mandato inexorable que dictan las fidelidades eternas. Cuando Independiente gana un Campeonato –al fin y al cabo, Dios y sus milagros evidentemente existen- lo primero que hago, en la cancha o en mi casa, es levantar los brazos y los ojos hacia el cielo, abrazándolo a mi viejo a través de todos los rigores del destino, y por encima de todas las traiciones de la muerte.

Lo que pasa es que tratándose del Rojo, de mi viejo y de mí, hay veces que la muerte es una señora que nos tiene un miedo bárbaro. Una vieja podrida a la que, de locales en Avellaneda, le tiramos la camiseta y podemos, de vez en cuando, llenarle la canasta. Todavía me acuerdo de ese número once de cuero blanco, cosido en la camiseta como el de Bertoni.Pero ahora también veo, cuando me fijo con suficiente atención, que mi viejo también lleva lo suyo. Lo tiene ahí, en la espalda, justo a la altura del nacimiento de las alas: un diez de cuero blanco, igualito igualito al de Bochini.

domingo, 9 de agosto de 2009

Y cómo no sentirme así

Escribo desde el sentimiento que me genera ver que el fútbol argentino tiene una posibilidad única de encarrilar un camino que determine un porvenir más justo para todos. La intervención del Estado en la televisación del fútbol sería, por lejos, lo mejor que le podría suceder al deporte rey en Argentina. Veremos si el silenzio stampa de Julio Grondona tendrá razones concretas, más allá de las reuniones que en ¿secreto? mantuvo tanto con Néstor Kirchner y la presidenta de la Nación, Cristina Fernández, quien le garantizó que Canal 7 pondrá su mayor potencial para ejecutar semejante desafío. Veremos a su vez si se ejecuta la orden de rescindir los contratos con TyC (es decir, el Grupo Clarín, el multimedio más grande y poderoso de este país), que ya amenazó de forma muy poco diplomática que si ocurría esto se terminaría en instancias judiciales y que montó una parafernarlia mediática en menos de 72 horas, que incluyen titulares que denotan el pacto Grondona-Kirchner; de que en un partido del Real Madrid en EEUU, los periodistas hablen más de esta situación irritante para el Grupo que lo sucedido en los límites del campo de juego y, lo más increíble de todo, que en las semifinales del Super 8 entre River y San Lorenzo, al finalizar el cotejo apareció en el aire el político Diego Santilli, del Pro y titular de la Legislatura porteña, quien casualmente, y teniendo en cuenta sus orígenes, despotricó abiertamente contra una posible intervención del Estado.

A esto le agregamos la presencia constante de Marcelo Bombau, presidente de TyC, quien expresó: "Me siento angustiado, preocupado, no solamente como presidente de TyC. Siento que estoy viendo una película que quise creer que no iba a ver más. Es una película basada en actitudes que considero totalmente injustificadas, ilícitas, irrespetuosas, con planteos que son absurdos". Además agregó que "si no le damos más a la AFA es porque no ingresa más. No estoy en condiciones de confirmarlo, pero creo que hay promesas personales detrás de todo esto. El Estado podría haber colaborado de otra manera, por ejemplo con la seguridad. Sería bueno que del otro lado también hablen, salgan y aclaremos los tantos".

El mensaje es claro: el Estado que se haga cargo de las pérdidas y que ni se le ocurra tocar las ganancias del fútbol, contratos leoninos que firmó el mismísimo Julio Grondona, hoy con un rol de protector del fútbol argentino, que no se le puede creer en absoluto. Su pasado lo condena. Lo que genera más bronca es que se hablan cuestiones ligadas a la ética, a la moral, al cumplimiento de los contratos cuando nadie, absolutamente nadie, ni desde el gobierno y menos del Grupo, pueden sostener sus comportamientos con estas palabras. "Ojalá alguien me llame para desmentir el rumor del pacto entre Grondona y Kirchner que está circulando por los medios hace un par de días", cerró Bombau. Sí, parece que están nerviosos...

Les soy franco lectores: me cansé de esperar hasta las diez de la noche para ver si me pasan las migajas de los goles; de ver cómo se me rien en la cara con las transmisiones televisivas, ésas de la radio pero en televisión, mostrando imágenes de la cancha, haciéndote notar que sos un pobre tipo que no posee la guita para comprarse el decodificado; me cansé de que la televisión digite partidos en horarios irrisorios, sólo porque da más rating y tantos otros asuntos. Ahora salta a la luz esta rescisión del contrato. Ojalá no quede en un cruce mediático entre los K y el Grupo Clarín para ver quién la tiene más larga. Ojalá que no. El fútbol argentino no merece ser más ultrajado.

Se aconseja leer:
Sergio Levinsky: La fuga hacia adelante del fútbol argentino II
Diario Perfil: La AFA amaga romper con Clarín y jugar el Apertura sin televisar partidos.

sábado, 8 de agosto de 2009

La vida por San Lorenzo

La historia lo recordará como un heroe. No habrá cruzado montañas ni luchado contra ejércitos invencibles, lo suyo se resumió en una triste pero gran historia que se guardará en el recuerdo de todos. Jacobo Urso dio la vida por San Lorenzo. Literalmente. Ese 30 de julio de 1922 en cancha de Estudiantes de Buenos Aires con la azulgrana en el pecho chocó ante dos rivales, cayó gravemente lesionado aunque su temple e infinita energía le permitió seguir defendiendo los colores que tanto quería. Había sufrido la fractura de una costilla, que se le había incrustado en un riñon. Sin embargo, Urso siguió sin medir las consecuencias. Terminado el encuentro se desmayó y fue trasladado de urgencia al Hospital Ramos Mejía, donde lo operaron dos veces aunque sin suerte, ya que murió el 6 de agosto. En el Hospital, días antes de su deceso, se lamentaba que no iba a poder formar parte del equipo para los próximos compromisos, restándole importancia a su salud.


Desde su inicio en el club en 1914, formando parte de la sexta división, en aquellos tiempos donde San Lorenzo ascendía a la Primera División hasta su llegada al equipo titular en 1916, Urso siempre dio muestras de un coraje, carácter y prestancia, argumentos reconocidos por propios y extraños. De sentir la camiseta, de luchar por lo que anhelaba, por demostrar devoción a aquella institución que de la mano del Padre Lorenzo Massa le había dado sentido a su vida. En los cuatro años posteriores ya se había hecho un lugar preponderante en San Lorenzo. Recio, batallador y cumplidor en diferentes puestos en la cancha. Jacobo Urso siempre pensó en el espíritu de grupo como factor vital para llegar a los objetivos de esa época, marcada por el amateurismo y poco dinero en el bolsillo. Pero llegó esa tarde desafortunada. El destino fue implacable. Urso se había alejado físicamente de San Lorenzo pero su recuerdo quedó, queda y quedará impregnado por siempre en el corazón de todos los sanlorencistas. Bien lo destaca el historiador Adolfo Res en Mundo Azulgrana: "Su desaparición física es lejana en el tiempo, pero la vigencia de su amor por nuestro Club sigue más vigente que nunca, porque mientras viva San Lorenzo vivirá Jacobo Urso". Y así será por siempre.

jueves, 6 de agosto de 2009

5 x 1: Refuerzos a tener en cuenta Apertura 2009

Gary Medel (Boca): El nombre más suculento de esta lista. El chileno, con participación activa en la selección de Chile, comandada por Marcelo Bielsa llegó a Boca para reemplazar a Fabián Vargas, actualmente en el Almería de España. Este mediocampista por derecho, que puede cumplir sus funciones en ese sector también en la defensa será un comodín constante para el entrenador Alfio Basile. De juego simple, clarificador y dinámico, el Pitbull, tal como lo llaman en el país trasandino, posee un porvenir brillante para descoserla en Boca y rumbear, seguramente, al Viejo Continente.

Pablo Pintos (San Lorenzo): El uruguayo llegó a Boedo con el objetivo de suplir la salida de Adrián González, quien se fue a jugar al San Pablo. De pasado reciente con la camiseta de Defensor Sporting, enhebrando destacadas actuaciones en la Copa Libertadores, vidriera que le sirvió para que sea mirado de cerca también por Boca y River. Sin embargo, pesó el pedido concreto de Diego Simeone para que se incorporara al plantel azulgrana. Potente, de constantes subidos y ese plus de garra que ya es esencia de los uruguayos. A tenerlo muy en cuenta.

Joaquín Boghossian (Newell`s): Otro uruguayo, flamante refuerzo de Newell`s para el próximo campeonato y que viene de consagrarse campeón, con varios goles suyos, en la Liguilla de su país vistiendo la camiseta de Cerro. De físico imponente (1,95 m ) y apenas 20 años sale a la luz la comparación con el paraguayo Tacuara Cardozo, de excelente rendimiento en su paso por Rosario. "Fue un sueño salir campeón con Cerro, el cuadro que me vio nacer. Ahora, llego a Newell`s con hambre de gloria. Quiero que mi paso por este club no sea una anécdota", dijo el atacante

Walter Busse (Independiente): Flor de responsabilidad tendrá junto a Patricio Rodríguez para suplantar a Daniel Montenegro, transferido al América. El ex futbolista de Gimnasia de Jujuy, luego de un Clausura interesante a pesar del descenso de su equipo, cuenta con argumentos válidos con el objetivo de convertirse en el conductor de los hilos ofensivos de este Independiente que quiere salir de perdedor. Habilidad, buen remate de media distancia, presencia en el arco contrario y hambre de gloria serán su carta de presentación.

Julián Fernández (Argentinos): Una muy buena apuesta de Argentinos para la próxima temporada. El juvenil, con pasado de Atlético Rafaela, llegó al conjunto de Claudio Borghi, con antecedentes muy promisorios, luego de haber sido convocado en numerosas veces a los combinados juveniles nacionales y participar del Sudamericano Sub 20 de principios de año. Sobrio, buen cabeceador, hábil en el mano a mano y con varios partidos en el lomo tras su periplo en la B Nacional.
5 x 1:

martes, 4 de agosto de 2009

¿Dará huevos la gallina?



Sin dudas River en estos últimos 2 años (y un poco más hacia atrás también) ha dado la noticia en el mundillo futbolístico y no justamente por sus éxitos o logros deportivos (más allá del campeonato logrado bajo la dirección táctica de Simeone) sino más bien por su desorden institucional y el mal desempeño de sus futbolistas en los torneos locales y también en los internacionales. Una de las cosas que más se le ha criticado a José María Aguilar son sus malas decisiones a la hora de conformar el plantel para afrontar las diferentes competiciones, muchas veces optando por jugadores de no tanto renombre, que tuvieron 1 o 2 temporadas en buen nivel y luego se terminaron desinflando (San Martín, Oberman, Lussenhof, Galván y sigue la lista…). Teniendo en cuenta el mercado de pases en esta gran institución del fútbol argentino hasta ahora: ¿para qué está River hoy?

En un pasquín muy conocido hoy lo vemos a Gorosito que declara expresamente la falta de jugadores que “metan” en el plantel, porque de calidad y talento para crear juego tiene de sobra. Ahora bien: ¿es tan así? Por un lado es cierto que River carece de jugadores que se destaquen por su personalidad y también, a la hora de jugar, por meter la patita, como se dice comúnmente en el fútbol argentino. En este rubro ni siquiera los centrales que tiene el club son de jerarquía (Cabral, Nicolás Sánchez, ¿Mussachio?) y es acá donde evidentemente River sufre por su carencia de solidez defensiva. Recordar que el club no logra establecer una dupla de centrales desde la época de Ameli – Tuzzio. Pero también es cierto que, hoy por hoy, el técnico de River depende de que ni a Ortega ni a Gallardo, y hasta me animo a agregar a Fabbiani, les agarre siquiera un pequeño resfriado. ¿Por qué digo esto? Sabido es que a un futbolista de 30 y tantos años no se le puede pedir el mismo estado físico que a un chico de 20. Comprendido esto, los dos jugadores más talentosos de este plantel millonario indudablemente van a sufrir lesiones durante el campeonato, es inevitable (de hecho, antes de que comience, ya lo vemos a Ortega con una de ellas). Cuando pase esto: ¿quiénes los van a reemplazar? Nestor Gorosito nombra a Mauro Díaz, por ej., como un reemplazante. ¿Está preparado un chico con no demasiados partidos en el lomo para representar a 2 históricos? No. Definitivamente no. ¿Lizio? ¿Barrado? Ninguno tiene la jerarquía del Muñeco o del Burrito. Por el lado del centrodelantero tampoco: hoy solo Fabbiani es un delantero con experiencia en Primera (más allá de que juegue bien o lo haga no tan óptimamente). ¿Qué pasa si se lesiona? ¿Lo reemplazarán Elias Strahman, el “Tortuga” Fernández o Gil? No parece viable. River está incompleto por donde se lo mire.

Pese a haber expuesto esto, me permito expresar mi opinión sobre lo que deben hacer clubes tan desordenados como uno de los dos clubes más grandes de la Argentina: apostar a las fuentes. Es cierto, parece una contradicción: se le critica aquello que se le está pidiendo. El punto pasa por otro lado: tal vez lo hinchas de River deban adaptarse a la idea de que éste sea un famoso “campeonato de transición” para ordenar las cosas y hacer borrón y cuenta nueva. Ir fogueando juveniles, darle la chance a aquellos discutidos de tener su última oportunidad y volver a empezar en los futuros torneos con las cosas bien en claro. Si River no trae refuerzos rimbombantes, es lógico que lo haga, y hasta saludable. Es hora de que, como dijimos anteriormente, los grandes se ordenen, y lamentablemente la única forma, a veces, es resignar en lo deportivo.

D5: Gracias a Nicolás que nos regala una vez más su visión del fútbol argentino. Que se repita!

Buscar en Doble 5

Cargando...
Colaboraciones