viernes, 23 de marzo de 2007

Este juega más o menos...


Kobe Bryant sigue dando muestras de grandeza en la NBA y logrando récords para su cuenta personal. Ante los Memphis Grizzlies, el jugador de Los Lakers anotó 60 puntos y se convirtió en el cuarto jugador de la historia en alcanzar los 50 en tres partidos consecutivos. Fue 121-119 para Los Angeles. El estadounidense, que el pasado viernes había logrado 65 puntos, su segunda mejor marca como profesional, y el domingo 50, anotó 20 de 37 tiros de campo, incluidos 3 de 7 triples y 17 de 18 desde la línea de libres. Elgin Baylor, Wilt Chamberlain y Michael Jordan fueron los otros tres que alcanzaron esta marca.
Bryant reiteró que era un "honor" incluirse en la misma clase de leyendas y en los libros de la historia del básquet.
No me considero precisamente un erudito sobre la materia básquet, pero es imposible no dejar de sorprenderse con estos rendimientos individuales que exceden cualquier tipo de explicación. Bryant nació con un don único. La efectividad que obtiene partido tras partido -en un nivel que roza lo superprofesional- lo dejan en la antesala de ser considerado uno de los mejores jugadores de la historia. Y no solamente por el item estadística. Kobe es la esencia de Los Angeles Lakers, equipo donde formó una de las mejores duplas que haya tenido la franquicia junto a O`Neill. Sabe a lo que juega y encontró un punto justo de madurez. Todos lo disfrutamos.

0 comentarios:

Buscar en Doble 5

Colaboraciones