viernes, 30 de marzo de 2007

Una nueva desprolijidad y van...

El encuentro que mañana debían disputar Quilmes y Racing, por la octava jornada del torneo Clausura, en el estadio Ciudad de La Plata, quedó suspendido. El miércoles pasado el club cervecero recurrió a la Justicia por la clausura de la cancha tras los incidentes frente a River, tras el gol con la mano de Ariel Ortega, y hoy llegó una respuesta positiva. "Hemos decido a partir del consejo de nuestro equipo legal intentar ir a la Justicia porque la medida resultaba opinable. Presentamos una acción de amparo y a las 13 horas fuimos notificados de la sentencia que hace lugar al pedido", explicó José Luis Meiszner a TyC Noticias. De esta manera, la imposibilidad para que el encuentro se juegue en Quilmes radicaba en que el Coprosede no tiene tiempo para organizar un nuevo operativo.
Un nuevo desacople en la organización del fútbol argentino. Como diría Ignacio Copani, lo seguimos atando con alambre y dependiendo de decisiones judiciales. Querían jugar en La Plata, cuando se sabe que ambas hinchadas van a ir por la misma autopista. Una cosa de no creer. 0% planificado. Total al Coprosede no lo respeta nadie (gracias a Dios) sumado a que se cambian horarios y canchas por doquier, que provoca que el único perjudiciado sea el hincha. Siguen tirando de la cuerda. Pero un día va a ceder.

1 comentarios:

JUani dijo...

cuando creoq no me sorprende nada algo peor pasa... si ya se sabia q no se podia jugar en Quilmes, son boludos los del Coprosede¿? y los de Quilmes que joden sabiendo que tienen la cancha clausurada.. sin la cooperacion de las partes, no vamos a poder arreglar nada....

Buscar en Doble 5

Colaboraciones