lunes, 23 de mayo de 2011

Las 5 Claves de la Fecha 15

De otro planeta. Llegó la habilitación, vislumbró el arco y el gol estaba hecho. Monetti, adelantado, no tuvo respuestas. El botín amarillo de Santiago Silva derrochó calidad. Fantástico lo del uruguayo, quien abrió el marcador en el Amalfitani ante Gimnasia LP, que no supo aprovechar la derrota parcial de Huracán y batallará junto al Globo las próximas 4 fechas por salvarse del descenso. Maxi Moralez, de penal, puso el resultado final. Vélez le lleva 3 a Godoy Cruz y 4 a Lanús. Tiene fútbol, recambio, jugadores con un enorme nivel, como los mencionados Silva, Moralez, Martínez y Ramírez y se da el gusto de situar apenas unos minutos a Ricardo Álvarez –cada día más crack- y el retorno de Guillermo Franco tras su lesión. Desde Liniers vienen a paso de campeón.

Las manos de Carrizo. El clima aparentaba relajado, la ventaja, exigua, pero ventaja al fin y en un minuto todo se volvió oscuro. Remate de Jonathan Ferrari sin ninguna dificultad para el 1 de River, la pelota roza sus manos y la pelota cae mansa en la red. El empate, merecido de San Lorenzo, no por esa jugada aislada sino por haberse plantado con coraje siendo protagonista del manejo de la pelota abrió la puerta a todos los fantasmas que andaban pululando en el Monumental. Juan José López no arriesgó: ¿Por qué no Lanzini o Buonanotte? Quinta amarilla a Erik Lamela y no jugará la próxima fecha en el trascendental encuentro ante Olimpo en Bahía Blanca. River en Promoción. San Lorenzo juega por el calendario. Lejos de la Sudamericana y el Torneo, espera por Asad.


“Fue mi peor noche”. Muy cierta la frase de Saúl Laverni, de pésimo arbitraje en el partido entre Banfield y Godoy Cruz. Primero no convalidando el gol de Diego Villar de media distancia, cuando la pelota había pasado más de medio metro de la línea y en segundo término no cobrando un clarísimo penal a Álvaro Navarro. El Tomba se vio perjudicado por Laverni, no ayudado tampoco por sus asistentes. En tiempos en que el arbitraje argentino está en discusión, actuaciones como éstas tampoco sirven para generar confianza entre el público. El título, descenso, promoción, pocas fechas y demasiadas cosas en juego. Los árbitros deberán colaborar con desempeños eficientes en pos de evitar cualquier tipo de suspicacias.


Engrana. Excelente triunfo de Lanús ante Tigre por 3 a 0 en Victoria. Los goles, todos, de Silvio Romero, uno de los mejores delanteros en este Clausura. Los de Schurrer se beneficiaron al máximo con las falencias defensivas del Matador y están a 4 del líder Vélez. Sin coordinar juego de alta gama pero en la búsqueda constante de sociedades que fortalezcan la estructura general del equipo. Valeri, Camoranesi, Pizarro, Carranza, Romero, algunos apellidos de relevancia en este buen andar del Granate que quiere pelear por llegar a la Sudamericana y arrimarse a la punta. Tigre, en el barro con otros equipos para zafar de la Promoción.


Respira. Victoria de Quilmes ante Racing por 2 a 0. Cauteruccio y Caneo, los goles para el Cervecero al cual le restan cuatro finales. Inmerso en una situación compleja, depende de sí mismo. Si gana todo de acá al final, quién te dice. Buen rendimiento en la zona defensiva, el mediocampo central brilló a razón de Kalinski y Cerro, dos futbolistas con muchísima proyección, Caneo, irregular en la continuidad del juego pero con pincelazos de calidad, como en el segundo gol y arriba la potencia de Cauteruccio más el acompañamiento de Romeo. En la Academia, poco y nada. Se sintió la ausencia de Teófilo Gutiérrez y jamás logró sentirse cómodo en la cancha. Russo movió el esquema sin resultados visibles.


Seguinos en Facebook / Twitter: @apertoldi

Buscar en Doble 5

Cargando...
Colaboraciones