martes, 24 de abril de 2007

Gato encerrado

Gastón Gaudio se bajó de la gira europea, según adelantó TN y luego confirmó Franco Davín, su entrenador, que se encuentra en Buenos Aires por un problema familiar. Luego de la derrota con el sueco Robin Soderling por un aplastante 6-1 y 6-0 en el torneo de Conde de Godó, el Gato decidió volver al país y puso un manto de dudas acerca de su continuidad como tenista profesional.Tras el partido por la primera fase del ATP español, el argentino había dicho que "ya no puedo jugar a este nivel. No sé adónde se ha ido mi juego". A su vez, Davín, habló en el programa Un buen momento que se emite por La Red y se mostró algo desorientado por la decisión del Gato. "Estoy un poco sorprendido porque se fue jugando muy bien. Había jugado bien un par de partidos", manifestó.En la actualidad, Davín es el entrenador, pero está siendo reemplazado por Martín Jaite, debido a problemas familiares, que le impiden viajar. "Se sentía muy bien. Yo no lo vi jugar hoy, pero veo que no fue nada bueno su nivel. Ya habíamos hablado de que quizás los resultados no se iban a dar rápidamente, pero se ve que no aguantó. Vamos a ver que pasa. Estoy convencido de que puede volver al nivel en el que estaba. Depende mucho de él", agregó.Por último, Davin, ex tensita de la década de los 80 y 90, manifestó: "Es un poco de tomar decisiones rápidas. Tiene que venir y cambiar un poco la cabeza, que es lo que no lo está ayudando. El tiempo se le va agotando". Es cierto, se respira cierto aire de retiro. Pero no hay certezas. Esas sólo las tiene él y a través de sus palabras será la única manera de conocer la verdad.

Una noticia que sorprendió al mundillo del tenis. Aunque sabemos que el nivel de Gastón Gaudio está en una meseta desde hace mucho tiempo (después de ganar Roland Garros, se quedó sin objetivos concretos) y parece que para volver a ver a ese Gato que maravillaba a propios y extraños en polvo de ladrillo, superficie donde está entre los mejores 5 jugadores del mundo resta esperar un largo período. Vayas paradojas de la vida, las similitudes con su adversario natural Guillermo Coria cada vez se hacen más palpables y visibles. Dos cracks que cayeron en un pozo y no encuentran la salida, donde a su vez la palabra retiro retumba como nunca antes había pasado. Una lástima.

0 comentarios:

Buscar en Doble 5

Colaboraciones