viernes, 29 de junio de 2007

Al menos, déjenlo respirar..

Todos los partidos del campeonato de la Primera B Nacional que comenzará en agosto se jugarán sin público visitante, según acordaron anoche los clubes de la categoría. La medida, que busca evitar enfrentamientos violentos entre hinchadas y reducir los costos que los clubes deben pagar por los operativos policiales, cuenta con el visto bueno del presidente de la AFA, Julio Grondona. Es más: en los próximos días la medida ¿que fue propuesta hace varios años por el dirigente de Vélez Raúl Gámez? será discutida también en las restantes categorías, incluida la Primera División. Sin embargo, en este caso las autoridades de la AFA descuentan que habrá resistencia por parte de muchos clubes."Si vamos a jugar al fútbol cuando todo esté bien, no jugamos nunca más. Por eso exploramos otros caminos", dijo el secretario general de la AFA, José Luis Meiszner, en lo que puede considerarse un reconocimiento implícito del fracaso de las medidas de seguridad aplicada en los últimos años.
La frase de Meiszner, secretario general de la AFA, no sé si es para reir o largarme a llorar durante horas. Pienso dejar de lado su desempeño como titular de Quilmes, ciertamente triste y catastrófico para la entidad del Sur, para simplemente definir las nuevas medidas implementadas. La buena nueva es jugar sin hinchas visitantes, principalmente debido a los hechos con tinte delictivo que se vienen generando (Brown- Estudiantes; Almagro- Ferro y el trágico Nueva Chicago- Tigre) y sumado a la razón fundamental para las débiles arcas de los conjuntos del Nacional "B", quienes tendrán operativos menos numerosos y por ende mayoritariamente económicos. Una vez más, y lo siguen repitiendo diariamente, no se les cae una idea inteligente para detener esta vóragine de violencia que no tiene fin. Prefieren tirar el asunto para más adelante, mientras los hinchas que siguen a su equipo por los rincones más alejados del país, pagan justos por pecadores, estas sanciones que posiblemente duren un tiempo, se modifiquen y seguramente todo se mantendrá igual. Aunque no se solucione el problema de raíz, ellos están tranquilos porque cumplieron su objetivo: matar al fútbol lentamente. Y sin culpables.

3 comentarios:

Paolo Maldini dijo...

Yo creo que deben haber policías más eficientes, con cámaras de seguridad y que los directivos de una vez por todas se tienten el corazón.

Un saludo

pol dijo...

Estoy de acuerdo con Maldini, los operativos deben ser más eficientes. Según leí, el otro día en el partido del quilombo de chicagón y Tigre había asignados varios miles de policias que a juzgar por lo que se vió ni aparecieron. Ahí debe haver una corruptela de que le cobran al club que los contratan una X cantidad de ratis y les mandan muchísimos menos.
En cuanto a los de jugar sin pñublico visitante me parece una medida que atenta contra el espíritu del juego.

Abrazo

pol dijo...

quise decir haberperdón ;)

Buscar en Doble 5

Colaboraciones